Lo importante

4 de abril de 2012

Se dijo que era un accidente vial, pero en la autopsia le encontraron seis balazos; investiga la Justicia de San Isidro

Un vuelco total tomó la investigación de la muerte de un joven hallado en el costado de una ruta, en Pilar. Lo que primero se creyó causa de un accidente, tras la autopsia se constató que se trató de un crimen mediante seis balazos.

La Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 4 del Departamento Judicial San Isidro, descentralizada en Pilar, a cargo del fiscal Federico Mercader, investiga el crimen de un joven  que fue hallado muerto el jueves pasado al costado de una ruta en la localidad bonaerense de Pilar. Cuando se creí que había sido atropellado por algún vehículo, la autopsia, determinó que tenía seis balazos en el pecho.
Los peritos que trabajaron sobre el cadáver de Angel Gabriel Martínez (24) confirmaron que fue asesinado de seis impactos de bala en el tórax, por lo que la primera hipótesis de que murió durante un accidente vial quedó descartada.
Fuentes policiales informaron que la pareja de la víctima dijo que Martínez iba a encontrarse con un hombre debido a que éste le debía dinero por la venta de un terreno en la ciudad bonaerense de La Plata.
A raíz de que el joven no regresó a su casa, la mujer radicó la denuncia en la comisaría 1ª de Pilar. El hallazgo del cadáver ocurrió a la altura del kilómetro 4,5 de la ruta provincial 28, por empleados de Espacios Verdes de dicha localidad del norte del Gran Buenos Aires cuando estaban cortando el césped de varios metros de altura y observaron el cuerpo de un joven al costado de la ruta.