La comisión decidió la creación de un tipo penal referido al tráfico de armas que no se encuentra en el código actual.


La Comisión de reforma del Código Penal incluirá aumentos de penas para tráfico de armas y usurpación de propiedades en el anteproyecto que tiene que presentar en poco tiempo al Poder Ejecutivo.

“Con el fin de proteger  la seguridad y cumplir con compromisos asumidos por el Estado argentino en convenciones internacionales  se  decidió crear un nuevo tipo penal, con hasta quince años de prisión, para aquel que, de forma ilegal, fabrique, acopie, transporte, venda, canjee o intercambie o de cualquier forma comercie armas de fuego, sus piezas o sus  municiones”, destacó el presidente de la comisión, Mariano Borinsky.

Los juristas recibieron la asistencia de la titular de la Agencia Nacional de Materiales Controlados (ANMAC), Natalia Gambaro, quien precisó los alcances de la legislación actual y los vacíos que existen.

Por otra parte, la Comisión trabajó sobre la ocupación ilegal de viviendas y decidió elevar la pena de uno a cuatro años, en los casos de la usurpación de inmuebles y o terrenos con violencia, amenaza, engaño, abuso de confianza y de forma clandestina.

La Comisión está presidida por el camarista de la Casación Penal, Mariano Borinsky,  acompañado por el director nacional de Política Criminal en materia de Justicia y Legislación Penal, Carlos Mauricio González Guerra; el fiscal Pablo Nicolás Turano; los  camaristas  Carlos Alberto Mahiques y Patricia Marcela Llerena; el procurador general de Salta, Pablo López Viñals; el juez de tribunal oral Guillermo Jorge Yacobucci y los secretarios letrados de la Procuración General de la Nación, Fernando Jorge Córdoba y  de la Corte Suprema de Justicia, Patricia Susana Ziffer.

También la conforman los representantes del  Ministerio de Desarrollo Social, Yael Bendel, y del Ministerio de Seguridad, Guillermo Soares Gache.

BORINSKY EXPLICÓ LA REFORMA DEL CÓDIGO EN SERÁ JUSTICIA