Hay acuerdo para eximir a las viviendas que valgan menos de $ 18 millones si el contribuyente reside allí. El texto volverá a Diputados y podría ser sancionado el miércoles 21.

El Senado votará hoy junto al Presupuesto un retoque al proyecto de ajuste a los Bienes Personales aprobado en Diputados. Con la modificación propuesta por el jefe de la bancada del PJ, Miguel Pichetto, quedarán exentas de la suba de las alicutoas del tributo la “casa-habitación del contribuyente” cuyo valor no supere los $ 18 millones. Es decir, las que al momento estén por debajo de los 485 mil dólares.

La iniciativa deberá volver a la Cámara baja para su sanción definitiva en la última del año, el 21 de noviembre. “No va a haber problemas”, confían en el oficialismo.

De acuerdo a fuentes del Gobierno, el impacto fiscal de eximir a los hogares tiene un costo de “entre $ 3 mil y $ 4 mil millones”. De todas maneras, el oficialismo decidió acompañar la modificación propuesta por el peronismo.

“Igualmente. dependerá del acuerdo que haga Pichetto con los gobernadores, porque parte de ese impuesto es para compensar el esfuerzo fiscal que están haciendo las provincias”, advierten. Según los cálculos, a raíz de esta modificación las provincias resignarían $ 1.700 millones.

El tramo del proyecto de Bienes Personales que queda en pie es el que eleva el mínimo no imponible del tributo de 1.050.000 pesos a $ 2.000.000 a partir de 2019 y establece escalas progresivas con porcentajes diferenciados.

Quienes declaren bienes por entre $ 2.000.000 y $ 5.000.000 pagarán una tasa de 0,25%; de $ 5.000.000 a $ 10.000.000 tributarán 0,50%, y a partir de los $20.000.000, la tasa será de 0,75%.

Con las modificaciones que se votarían hoy, el Gobierno estima que se sumarán poco más de 30 mil millones de pesos de recaudación por el tributo.