Reclaman que el Gobierno de la Ciudad considere como “competencia desleal” a la plataforma de viajes.

 

La disputa entre taxistas y Uber tendrá una nueva manifestación contra el nuevo servicio de transporte. Representantes del Sindicato de Peones de Taxis de la Capital Federal, junto al sector empresario, se harán presentes en horas del mediodía en Corrientes y Agüero, Rivadavia y Jujuy, y Las Heras y Coronel Díaz.

Los choferes de taxis porteños realizarán una serie de protestas exigiendo que la plataforma de viajes sea declarada ilegal por considerarla “competencia ilegal”.

Según consiga Ámbito, el sindicato de taxistas destacaron que “habrá asambleas en reclamo por la falta de respuesta del gobierno en la resolución de la competencia desleal, el funcionamiento de Uber y otras aplicaciones ilegales en detrimento de los derechos laborales, sin control ni sanciones”.

La nueva protesta llega luego que los taxistas porteños se declararan en estado de alerta y movilización la semana pasada, cuando un taxista fue atropellado por un chofer de Uber.

En total son 17 hombres y 3 mujeres, confirmaron desde el Gobierno.

 

En medio de la manifestación por la crisis que afronta el país, durante este mediodía se registraron una serie de incidentes en el centro porteño entre los manifestantes y la Policía.

Sobre la avenida de Mayo, a metros de la avenida 9 de Julio, un grupo de manifestantes se enfrentó con palos y otros objetos contundentes con policías, uno de los cuales, al menos, resultó herido en la cabeza.

Hasta el momento se registraron 20 detenidos tras los incidentes, de los cuales 17 son hombres y 3 mujeres.

Los aprehendidos, de acuerdo con las primeras informaciones, tendrían vinculación con un “escrache” que manifestantes de izquierda realizaron en una de las sedes de la banca JP Morgan en Buenos Aires, en la avenida Belgrano al 900.

Según trascendió, los manifestantes también atacaron sucursales de los bancos Galicia y Francés.

 

La manifestación se llevó a cabo frente al edificio del organismo ubicado en el barrio porteño de San Nicolás. Además, contó con la participación de representantes de organizaciones sociales.

 

En forma de protesta contra las políticas del Gobierno en relación al sector de trabajadores pasivos, jubilados realizaron una protesta frente a la sede del PAMI en el microcentro porteño.

La manifestación se llevó a cabo frente al edificio del organismo ubicado en el barrio porteño de San Nicolás y contó con la participación de representantes del Sindicato de Trabajadores Pasivos, la Corriente Clasista y Combativa (CCC), Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP) y el Movimiento Independiente de Jubilados y Desocupados (MIJD), entre otras organizaciones.

“Los jubilados paramos sentados” fue el lema de la denominada “marcha de los banquitos” que realizaron los ancianos para cuestionar la falta de “acceso a una integral cobertura de salud”, las largas esperas para turnos médicos u operaciones programadas, así como también “el recorte en la cobertura de los medicamentos”.

Asimismo, el Sindicato de Trabajadores Pasivos advirtió que “el 80% de los adultos mayores vive en situación de pobreza y muchos carecen de viviendas sociales como las que se otorgaban en calidad de comodato”.