Mario Secco impidió en 2017 que se tratara un paquete de leyes enviado por la gobernadora María Eugenia Vidal.

 

El intendente de Ensenada, Mario Secco, irá a juicio oral y público por los delitos de presunta “coacción agravada, intimidación pública y entorpecimiento de la labor legislativa”.

El mandatario zonal irrumpió en forma violenta en el recinto de la Cámara de Diputados bonaerense a fines de 2017, impidiendo que se tratara un paquete de leyes de la gobernadora María Eugenia Vidal.

El juez de Garantías de La Plata, Guillermo Atencio, hizo lugar al pedido de elevación a juicio solicitado días atrás por la fiscal Ana Medina.

Ese día, Secco subió sin autorización y sin ser legislador al estrado de la Presidencia de la cámara baja. Allí, el intendente kirchnerista arrojó sobre la mesa cartuchos de gases lacrimógenos que la Bonaerense había utilizado minutos antes para dispersar a manifestantes que se oponían al tratamiento del paquete de leyes.

La fiscalía recibió un informe de la Agencia de Prevención de Violencia de Deporte (APreViDe) donde se detectó que varios de los acompañantes del jefe comunal pertenecen a la barra brava de Cambaceres, club de fútbol de Ensenada.

Secco fue identificado a partir de videos que registraron el momento en el que entró al recinto a los gritos, junto a un grupo de unas 20 personas.

“No cometí ninguna resistencia a la autoridad. No interrumpí ninguna sesión porque estaban en cuarto intermedio. No entré rompiendo nada porque me hicieron entrar nueve diputados”, fue la respuesta del intendente.

“Es un mamarracho judicial lo que están haciendo con nosotros. Me imputan delitos que no cometí”, aseguró Secco.