La modelo murió a los 41 años en la madrugada del 23 de febrero mientras participaba de una reunión en el local de eventos Xanadú.

 

A dos meses de la sorpresiva muerte de la mediática modelo Natacha Jaitt, la causa parece estar estancada y la familia sigue esperando una respuesta por parte de la Justicia.

La noche del 22 de febrero, la modelo había ido al salón de fiestas Xanadú, de Villa La Ñata, acompañada por el productor Raúl Velaztiqui Duarte, porque quería contratar el local para montar un espectáculo. Allí se encontró con el dueño del lugar, Guillermo Rigoni, un amigo de este, Gaspar Esteban Fonolla, el electricista Gustavo Andrés Bartolínalias Voltio y la joven Luana Micaela Monsalvo.

Sin respuestas por parte de la Justicia por cómo terminó con la muerte de la mediática de 41 años sólo se sabe por las declaraciones de los propios testigos que formaron parte de la reunión. Esa noche se habría bebido alcohol y se habrían consumido drogas, provistas por Bartolín. Luego, en circunstancias no muy claras, Natacha y Rigoni habrían subido a la habitación del primer piso para tener sexo, pero no habrían podido concretar el acto porque ella se descompuso. Entonces el hombre, que supuestamente pensó que ella estaba dormida, bajó al salón en dónde se encontraban el resto de sus invitados.

Minutos más tarde, Rigoni y Velaztiqui habrían subido a la habitación. Y, al comprobar que Natacha se había desvanecido, decidieron llamar al 911. Fonolla, Voltio y Luana huyeron del lugar antes de que llegara la policía. El cuerpo desnudo y sin vida de la mediática fue encontrado por personal de la fuerza alrededor de las 2 de la madrugada.

Por su parte, la familia sigue luchando para esclarecer lo sucedido esa noche. “Estamos como podemos, conviviendo con este dolor que es muy grande. Sé que nunca vamos a poder estar bien, porque vamos a tener que cargar y siempre con esta tragedia que sufrimos. Pero la vida sigue. ¿Si tengo esperanzas de que el caso se resuelva? La verdad es que no. La Justicia me defraudó. Y no creo que se llegue a saber qué pasó realmente”, señaló Ulises, el hermano y aliado incondicional de la víctima.

Hasta el momento, el único imputado por falso testimonio fue Velaztiqui Duarte, quien en su primera declaración omitió decir que se había llevado el teléfono celular de Natacha a su auto, cosa que se constató luego con las cámaras de seguridad del local.

En cuanto al resto de los presentes en Xanadú continúan en la causa en calidad de testigos, a pesar de los pedidos de la familia para que se los impute por abandono de persona y facilitación de lugar para el consumo de drogas.

Por su parte, el abogado de la familia Jaitt Alejandro Cipolla explicó que “hasta el día de no sabemos las causas de la muerte, ya que el médico que debía haber realizado las conclusiones de las pericias no las hizo”. “Y eso nos complica el pedido de exhumación, porque nosotros seguimos sosteniendo que la pericia en el cuerpo de Natacha estuvo mal realizada. Los peritos de parte nos confirman que el hallazgo de cocaína en el estómago pudo haber sido producto de una ingesta. Pero lo que no sabemos es si esta se dio en los 21 minutos en los que se la pierde de vista, cuando estaba yendo en el auto al lugar o al momento de la cena”, detalló en diálogo con Teleshow.

A raíz de la investigación por la muerte de Natacha, también se desprendió una causa por la venta de estupefacientes que terminó con la detención de Guillermo Francisco Ruiz, alias Pupi, quien habría sido el dealer que le vendió la droga que se consumió esa noche a Bartolín.

“Ahora vamos a hacer unas presentaciones para solicitar que se lo impute por el delito de ‘hurto’ a Velaztiqui Duarte, que se robó el celular a mi hermana, y el de facilitación de la prostitución para Voltio, que es el que lleva a Luana para cometer este hecho a la casa de Rigoni. También le vamos a hacer una intimación al médico a cargo de la causa, para que presente las autopsias finales de la muerte de Natacha, ya que se está dilatando mucho todo. De hecho, todavía no se hicieron las pericias tecnológicas de los testigos. Y ya pasaron dos meses de la muerte. Es todo muy raro, todo tarda. Y eso me hace pensar que nunca vamos a saber la verdad”, aseguró Ulises.

 

Para el abogado de la familia el diagnóstico es el de una mujer de 70 años. Además, pedirán la exhumación del cadáver.

 

La pericia toxicológica del cuerpo de Natacha Jaitt determinó que la modelo tenía cocaína y alcohol en su cuerpo.

Según el informe, la modelo tenía “restos moleculares compatibles con cocaína y benzoilecgonina (el principal metabolito de la cocaína)” en el contenido gástrico y las muestras de orina y sangre. Además, detectaron “alcoholemia de 0,7”. Los resultados de narinas y fosas nasales también dieron positivo para esa misma droga. Las pericias ya habían determinado que la mayoría de los presentes en la escena de la muerte habían consumido esta sustancia.

Alejandro Cipolla, abogado de la familia de Natacha, aseguró que pedirá la exhumación del cuerpo. “Se hizo todo mal. Tanto la pericia como la autopsia. En el informe no figuran los gramos de cocaína. Nosotros queremos saber si, por ejemplo, le dieron de tomar algo que contenía esta droga, para eso nos faltan precisiones sobre las cantidades que se halló en su estómago”, aseguró en diálogo con Clarín y detalló que “tampoco se siguió el protocolo de extracción de pelo, con una muestra de cabello se pueden encontrar venenos o tóxicos que no quedan en sangre, orina ni vísceras”.

Al mismo tiempo, señaló que “esos resultados parecen los de una señora de 70 años. Nada de eso coincide con los estudios que Natacha se había hecho dos meses antes de su muerte. Hay algo que no cierra, incluso con todo eso a un mes de su fallecimiento seguimos sin saber las causas de su muerte”.

Natacha fue hallada sin vida el 23 de febrero pasado en un salón de fiestas de Benavídez, donde había ido a una reunión de negocios.

 

Se darán a conocer los resultados de las pericias toxicológicas de sangre, orina y vísceras de la modelo.

 

Este martes, finalmente se dará a conocer de forma conjunta los resultados de las pericias toxicológicas sobre sangre, orina y vísceras de Natacha Jaitt, la modelo que murió el 23 de febrero en la localidad bonaerense de Benavídez.

Por su parte, la familia de la víctima analiza la posibilidad de pedir una exhumación para hacer un estudio complementario con su cabello, informaron fuentes judiciales.

Los fiscales del caso Fitipaldi y Callegari decidieron abrir los dispositivos en busca de las últimas conversaciones y sus archivos para avanzar en la investigación de la muerte.

Según fuentes judiciales, el teléfono celular y la tablet de la modelo y conductora Natacha Jaitt, quien fue encontrada sin vida el 23 de febrero último en el salón de eventos «Xanadú», de Benavídez, comenzarán a ser peritados el próximo miércoles.

Los fiscales del caso, Sebastián Fitipaldi y Diego Callegari, dispusieron que el teléfono marca Samsung y el iPad se «abran» en busca de las últimas conversaciones y sus archivos para avanzar en la investigación de la muerte.

Según informa Télam  fueron invitados a participar en la sede de la Fiscalía de Violencia de Género de Tigre el juez Martín Yadarola, quien investiga una denuncia por abuso sexual que Natacha Jaitt  realizó en enero, y la fiscal María Soledad Garibaldi, la cual tiene la causa por los presuntos abusos a jugadores de las inferiores del club Independiente.

Los análisis realizados en la Superintendencia de Policía Científica confirmaron la presencia de cocaína en todos los implicados, menos a Velaztiqui Duarte.

Tras casi seis horas de análisis, se conocieron este miércoles los primeros resultados de las pericias toxicológicas a la sangre, la orina y los hisopados extraídos al cuerpo de Natacha Jaitt, así como de muestras recolectadas a los presentes en la fiesta del salón Xanadú en donde perdió la vida.

Según informó Infobae, las pericias, realizadas en la Superintendencia de Policía Científica de la Policía Bonaerense, encabezada por la ingeniera Cristina Raverta, con la presencia de los fiscales del caso, Sebastián Fitipaldi, Diego Callegari y Cosme Iribarren, así como el abogado de la familia Jaitt, Alejandro Cipolla, arrojaron resultados positivos de cocaína para Natacha Jaitt, el propietario del lugar, Gonzalo Rigoni, Gustavo «Voltio» Bartolín y Gaspar Fonolla y negativo para el productor de espectáculos Raúl Velaztiqui Duarte, lo que se condice con su declaración testimonial.

Por otro lado, los investigadores detallaron que los hisopados realizados sobre el cadáver para detectar proteína del semen (tanto en la boca como en la zona genital) dieron negativos.

Además, no se encontró ADN de terceros en los hisopados realizados al cuerpo de la actriz. Por lo pronto, el pool de vísceras extraídas a la actriz no fue analizado en esta jornada.

La presencia de alcohol todavía no fue detectada. «Se va a analizar en sangre», aseguró Cipolla. «Por ahora la presencia de cocaína no puede cambiar la situación procesal de los testigos. Vamos a esperar igualmente los resultados de Natacha si hay rastros de veneno o de algún tipo de somníferos o cualquier otra droga que haya ocasionado el fallecimiento. Los resultados finales pueden estar el viernes. Se controló todo, se filmó todo y se extrajeron las fotos con el máximo cuidado que amerita la causa», agregó el abogado de la familia.

Desde las 11 de la mañana en la Superintendencia de Policía Científica de La Plata comenzarán los análisis sobre las muestras extraídas del cuerpo de la modelo y conductora y los análisis toxicológicos de la sangre y orina de todas las personas que se hallaban en el salón de eventos «Xanadú».

Los estudios sobre las muestras extraídas del cuerpo de la modelo y conductora Natacha Jaitt, y los análisis toxicológicos de la sangre y orina de todas las personas que se hallaban en el salón de eventos «Xanadú», de Benavídez, donde murió el sábado 23 de febrero último, comenzarán a realizarse en La Plata desde las 11 de la mañana, según informaron fuentes judiciales.

Se llevarán a cabo un pericia toxicológica que analizará: sangre, orina, hisopados nasales, bebidas, medicamentos y presunta cocaína.

Además se analizarán las manchas biológicas: hisopados anal, vaginal y se realizará una histopatológica en pool de vísceras.

Los estudios se llevarán a cabo en la Superintendencia de Policía Científica de la ciudad de La Plata, donde procuró la seguridad del predio del paseo del Bosque, mientras dure la diligencia.

La UFI enviará el listado de personas autorizadas a participar, adelantando verbalmente la presencia de los tres fiscales de instrucción, dos abogados de las partes, la hija y hermano de la víctima, peritos de parte de procuración y de parte.

Mediante esos estudios, los pesquisas procurarán determinar con certeza la causa de la muerte de Jaitt, además de establecer si existen rastros genéticos de otras personas debajo de sus uñas o en la zona genital.

Al productor le detectaron tres mentiras en su declaración. Fue arrestado por falso testimonio.

El productor de espectáculos Raúl Velaztiqui Duarte, que acompañó a Natacha Jaitt al complejo en Tigre donde luego la encontraron muerta, fue arrestado por falso testimonio. Esto se debe a que le detectaron contradicciones y mentiras en sus declaraciones comparados con el análisis de las cámaras de seguridad del lugar.

El hombre dijo que había encontrado el teléfono de la modelo en su auto, pero los investigadores lograron determinar que en realidad tomó el equipo y lo guardó.

Velaztiqui además declaró haber visto el cuerpo boca arriba cuando en realidad lo vio boca abajo. La tercera contradicción que le encontraron es que el productor dijo que no tocó nada de la escena cuando en realidad sacó una toalla para tapar el celular de Jaitt.

“Está aprehendido por las notorias contradicciones entre la declaración que estaba realizando y la que había dando antes”, completó el Procurador General bonaerense, Julio Conte Grand.

Antes, uno de los abogados de Jaitt, Alejandro Cipolla, aseguraba que había “contradicciones” entre las declaraciones de la mayoría de los testigos y señaló al testimonio de Velaztiqui como el único “creíble”.

“La mayoría de las declaraciones concuerdan en un relato fantástico pero la restante es la única que contradice a todos. Se trata de la única persona que se quedó y declaró inmediatamente, y sin consejo de nadie. Las otras personas declararon más tarde, incluso con presencia de abogados. Después se dispusieron medidas de prueba”, afirmó.

El procurador general de la provincia de Buenos Aires, Julio Conte Grand, explicó cómo serán los pasos a seguir en la investigación.

La Justicia está avanzando en la investigación por la muerte de la conductora y actriz Natacha Jaitt y ahora busca comparar los rastros de ADN para determinar si hubo o no alguna otra persona en la escena del fallecimiento que no esté entre quienes declararon.

Así lo reveló esta mañana el procurador general de la provincia de Buenos Aires, Julio Conte Grand, al dar a conocer cuáles son los pasos a seguir en la investigación por el deceso de Jaitt.

Según dijo el procurador, “no se descarta ninguna hipótesis” en la investigación, dado que ahora la Justicia debe determinar en qué circunstancias se produjo la ingesta de alcohol y cocaína que le habrían producido la muerte a la actriz.

“Por las características del hecho y además porque es protocolo de los fiscales a mi cargo, no se descarta ninguna hipótesis en esta primer etapa de investigación sobre el fallecimiento de Natacha Jaitt”, sostuvo el procurador.

En diálogo con radio Mitre, el jefe de los fiscales bonaerenses sostuvo que “existen algunos elementos que entran en contradicción en las declaraciones testimoniales de los presentes en el lugar”.

Conte Grand señaló que una de las principales tareas de los investigadores de ahora en más será la de “verificar con las pericias si existe algún dato de ADN de otra persona” que pudiera haber esta en la escena del fallecimiento de Jaitt.

“Se conoce la causa de la muerte; lo que hay que investigar es la causa de la causa, es decir por qué se produjo… a eso apunta la investigación”, afirmó el procurador.

Conte Grand sostuvo además que no cree que haya una redefinición de la carátula de la causa por la muerte de Jaitt “hasta dentro del próximo mes”.

La Justicia realizó cinco allanamientos en las viviendas de las cinco personas que estaban en el mismo edificio en el momento del fallecimiento de la actriz y también la casa de la fallecida, con colaboración de sus familiares.

También sostuvo que “no se cerrará” la causa por abusos que se había abierto meses atrás, cuando Jaitt denunció que sufrió una violación por parte de dos sujetos.

La modelo aseguró que fue abusada por dos hombres en un departamento de Belgrano, ubicado en Montañeses al 1800. Uno de los acusados es el director de cine Pablo Yotich, que quedó imputado por “abuso sexual agravado por acceso carnal”.

Natacha Jaitt denunció que fue violada por dos hombres en la madrugada del viernes en un departamento de Belgrano, ubicado en Montañeses al 1800. El sábado la modelo radicó la denuncia en la Comisaría de la Comuna número 12.

Jaitt además hizo su descarga a través de Twitter con un duro relato de los hechos. Uno de los acusados es el director de cine Pablo Yotich, que quedó imputado por “abuso sexual agravado por acceso carnal”.

Jaitt contó en la red social que el jueves por la noche cenaba en el departamento del director de cine, a quien describió como «casi un hermano» por la relación de amistad que mantenían, y que en un momento, luego de tomar unas cervezas, comenzó a sentirse mareada. «Se me apagó el televisor», aseguró. Según explicó, cuando recuperó la consciente, el director de cine y un amigo del hombre al que ella no conocía la estaban violando.

Fuentes policiales precisaron que “la denunciante manifestó que se encontraba en el domicilio del imputado, luego se presentó otro masculino y, tras tomar una bebida, se sintió mareada” y que “los masculinos aprovecharon (su estado) para violarla”.

Según informa Clarín, estas fuentes también detallaron que Jaitt entregó prendas de vestir que serán analizadas y fue revisada por un médico. Además, se le extrajo sangre para verificar si fue drogada ya que ella manifestó que, en un momento, incluso «no podía mover el cuerpo». También contaron que la mujer fue asistida por personal especializado en violencia de género.

La mediática se quejó porque la trataron como una «criminal». «Me levantaron de la cama, tenía a toda la PSA adentro», describió.

Natacha Jaitt habló con los medios después de que terminara el allanamiento en su casa por el caso de presunto espionaje ilegal. «A las 8 de la mañana me arrebataron la puerta como una criminal», denunció la mediática en un estado de claro nerviosismo ante la prensa

El domicilio de Jaitt fue allanado por agentes de la Policía de Seguridad Aeroportuaria en una causa iniciada por la Agencia Federal de Investigación que busca saber si la mediática integró una red de espías paraestatal

«Me levantaron de la cama, tenía a toda la PSA adentro. Me revolvieron todo, se llevaron lo poco que tengo, porque todavía no me devolvieron las cosas que se llevaron en el allanamiento del año pasado (cuando Diego Latorre la acusó de extorsión). La causa dice: «NN sobre averiguación de delito». ¿NN? Este país no da para más», se quejó Jaitt.

«Me voy a ir del país, no tengo protección, nunca la tuve. Esto es una mafia. Colaborar hace que uno sea una delincuente. En este país no se puede ayudar, no hay Justicia. No cometí ningún delito», aseguró la mediática.

Según constató TN.com.ar, Natacha contó también que no durmió en toda la noche porque se quedó hasta las 6 de la mañana repasando su declaración de 7 horas en la causa por abuso de juveniles del Club Independiente ante la fiscal María Laura Garibaldi. Dijo que se presentó por iniciativa propia, que nunca la citaron, porque su única intención es «ayudar a los chicos abusados», pero que se siente insegura porque al término, alguien filtró información a los medios de lo que declaró.