El conductor del programa Animales Sueltos y la periodista fueron citados como testigos por las presuntas extorsiones de Marcelo D’Alessio.

El juez federal de Dolores, Alejo Ramos Padilla, llamó a declarar como testigos a los periodistas Alejandro Fantino y Romina Manguel en la causa que investiga una presunta extorsión al empresario Pedro Etchebest por parte del falso abogado Marcelo D’Alessio.

El juez busca determinar si el principal imputado que tiene el caso armó informes sobre los perfiles del conductor y de la panelista de Animales Sueltos en una suerte de trabajo de espionaje.

Según informa TN, en los allanamientos que se realizaron a las propiedades del supuesto abogado, acusado de pedir coimas en nombre del fiscal Carlos Stornelli, se encontraron documentos con datos sobre Fantino y sobre la modelo y actriz Natacha Jaitt, que murió semanas atrás por razones que todavía se investigan.

En un duro escrito en el que lo acusa de arbitrario y tendencioso presentó la recusación del juez de Dolores para que se aparte del caso, y pidió su nulidad. 

El fiscal Carlos Stornelli volvió a recusar al juez federal de Dolores, Alejo Ramos Padilla, pidió la nulidad de la causa y avisó que no irá a la indagatoria prevista para este jueves en la causa en la que se investiga la presunta extorsión a un empresario.

Stornelli, quien lleva adelante la investigación por la causa de los cuadernos de las coimas, acusa a Ramos Padilla de “clara perdida de objetividad”, “temor de parcialidad” y “explicitado prejuzgamiento”.

“Debo alertar, y vaya que ha provocado mi inicial desazón, la envergadura de las arbitrarias y tendenciosas valoraciones que su señoría ha efectuado en esta causa, sobrellevada en derredor de la forzada interpretación de conversaciones y audios de los que mayormente soy ajeno, con el fin de involucrarme en lo que usted llama ‘operaciones de inteligencia y acción psicológica sobre personas o de permitir o instar el despliegue de mecanismos extorsivos o coactivos ilegales con fines investigativos'”, comienza la recusación de Stornelli.

“Su señoría trastocó arbitrariamente conversaciones con una persona sobre cuyo conocimiento explicaré oportunamente y en otras de esta última con terceras personas incluso desconocidas por mí, mediante valoraciones, aserciones e interpretaciones, sentadas sólo en sus propias conjeturas y entramado, y sin que exista -o por lo menos así surge de las piezas conocidas- constancias probatorias que permitan vincular esas aisladas y descontextualizadas comunicaciones, con el objeto de involucrarme en la comisión de acciones delictuales”, acusa el fiscal.

Según informa Clarín, Stornelli también rechazó su convocatoria a prestar declaración indagatoria, prevista para este jueves. Recuerda que Ramos Padilla lo citó sin que hubiera una imputación previa del fiscal -lo que a su juicio sería una falta grave-, y que el juez ya se expidió respecto al supuesto rol suyo en los hechos por los cuales lo indagaría a posteriori.