Así lo dictó la Justicia quien busca acceder al archivo histórico de la agrupación para realizar un inventario. Desde la entidad se denuncia que el allanamiento es “ilegal”.

 

Luego de que la Justicia disponga un allanamiento en la sede de Madres de Plaza de Mayo frente al Congreso con la intención de acceder al archivo histórico de la entidad de cara a un futuro inventario, las propias Madres convocaron a “defender” su lugar.

Cerca de las 9 de la mañana, una decena de personas comenzaron a manifestarse en la entrada del espacio, con aplausos y carteles con la leyenda “No pasarán”“Las Madres de Plaza de Mayo repudian una nueva avanzada del gobierno nacional y sus operadores judiciales, quienes intentan, una vez más, apropiarse del archivo histórico de la Asociación, el más grande de Latinoamérica en su tipo”, indicaron en un comunicado de prensa.

La medida judicial fue dictada por el juez de lo Comercial Nº 13 Fernando Javier Perillo y obedece a una presentación del juez Javier Buján, con el fin de poder confeccionar un inventario sobre el material que la agrupación recopiló a lo largo de 42 años de lucha por la búsqueda del paradero de sus hijos.

“El operativo carece de fundamentos legales y evidencia fines políticos, que no hay motivos de hecho ni de derecho, soslayando toda legalidad y Estado de Derecho. Tanto es así, que los superiores del juez Perillo decretaron lo contrario”, expresaron.

El objetivo principal del allanamiento es, de acuerdo a los magistrados intervinientes, disponer del material necesario como para poder confeccionar un inventario de documentos que reflejen las más de cuatro décadas de lucha de las Madres.

 

Durante esta madrugada la Justicia pudo dar con un representante de jugadores que fue señalado por los chicos abusados.


La Policía logró detener esta madrugada a Alberto Amadeo Ponte (58), el representante de jugadores conocido como «El Rey», quien fuera señalado por varios de los chicos como uno más de los participantes de la red de pedofilia con jugadores juveniles de Independiente.

El arresto se concretó en el barrio porteño de Belgrano, en un edificio ubicado en la calle Mendoza al 3000. En total se realizaron siete allanamientos en una tarea coordinada entre la Policía de la Ciudad y efectivos de la Bonaerense.

Según Todo Noticias, el allanamiento más relevante se dio en el hotel Bahía del Sol en el barrio porteño de Floresta. Allí se sospecha que los menores eran llevados para ser abusados a cambio de dinero, ropa, celulares o pasajes para volver a sus casas.

Los investigadores encontraron documentación clave para la causa y sumaron la sospecha de que en el lugar se filma pornografía infantil. La fiscal María Soledad Garibaldi estaría cerrando los últimos detalles para realizar dos detenciones más en los próximos días.

«Venimos confirmando la presunción inicial. Es un caso muy amplio en cuanto a víctimas y abusadores involucrados. Hay cierta vinculación entre las personas que se está investigando. Es un contacto social, en ámbitos laborales, que nos va permitiendo avanzar», explicó el procurador bonaerense Julio Conte Grand.

Hasta el momento fueron arrestados el árbitro Martín Bustos, que declaró ayer y sostuvo su inocencia; Silvio Fleyta, señalado como nexo entre la organización y los futbolistas; el relacionista público Leonardo Cohen Arazi, hombre clave en la investigación; y los últimos dos capturados, Alejandro Carlos Dal Cin y Juan Manuel Díaz Vallone.

 

Las viviendas están a nombre de cinco presuntos testaferros del ex magistrado. 


La División Defraudaciones y Estafas de la Policía de la Ciudad realizó una decena de allanamientos en propiedades vinculadas al ex juez federal Norberto Oyarbide, en el marco de una causa por enriquecimiento ilícito.

Los procedimientos fueron realizados en la Ciudad de Buenos Aires y en las localidades bonaerenses de Lomas de Zamora y Ciudadela. El objetivo, según fuentes judiciales, fue «identificar a todos los ocupantes de los inmuebles a allanar y procurar el secuestro de documentación contable vinculada a las empresas objeto de la investigación».

Los operativos fueron ordenados por el juez federal Sergio Torres tras el pedido del fiscal Jorge Di Lello. Las propiedades están a nombre de cinco empresarios: Ariel Roperti, Claudio Blanco, Jorge Bladimisquy, Ariel Feur y Cristina Ramírez.

María Martha Cavallaro, ex esposa de Roperti, es la testigo clave en esta causa. Ella fue quien denunció que su ex marido tuvo un crecimiento patrimonial de gran magnitud desde 2010, momento en el que conoció a Oyarbide.

El ex juez renunció a su cargo en 2016 para evitar el juicio político por un sinfín de irregularidades y acusaciones de mal desempeño.

 

En horas de la mañana se llevaron a cabo 14 procedimientos, ordenados por el juez federal de La Plata Ernesto Kreplak, en viviendas del sindicalista y su esposa, Paola Fiege. Buscan elementos de interés para la causa o más bienes. 

La semana pasada se allanó entre varios operativos, la concesionaria El Chaqueñito, donde había 21 autos y una moto de agua. Al menos cinco de los vehículos de alta gama están radicados en la ciudad de Rosario, tal como reveló ayer Infobae, lo que agranda la hipótesis de una vinculación con la banda Los Monos.

Ahora los procedimientos se distribuyen en La Plata (8), en la localidad balnearia de Cariló (2), en el country Avril, en Dolores (es un terreno de grandes dimensiones), Puerto Madero y en Tigre.

Son propiedades que figuran a nombre de Balcedo y su mujer en los registros oficiales o que surgen como propias de tareas de investigación que lleva adelante el juzgado.

El juez Kreplak está pendiente de lograr la extradición de Balcedo pero decidió tomarse el tiempo necesario para que el trámite sea exitoso. La Cancillería argentina también ofreció su colaboración. Pero la falta de cooperación con la Justicia uruguaya podría dilatar los tiempos más de lo previsto.

Los operativos se realizaron en la mansión que el sindicalista tiene en Uruguay y en cajas de seguridad del Banco Columbia, en Buenos Aires.

El juez Ernesto Kreplak ordenó realizar nuevos allanamientos a propiedades y cuentas a nombre del sindicalista Marcelo Balcedo, preso por lavado de dinero.

Según informó Infobae, el primer procedimiento, a cargo de Gendarmería, se realizó en el Banco Columbia ubicado en el microcentro porteño para registrar el contenido de cuatro cajas de seguridad que pertenecen al Sindicato de Obreros y Empleados de la Educación y la Minoridad (Soeme), cuyo titular es Balcedo. En la causa hay reportes de extracciones millonarias de las cuentas bancarias del gremio a cargo de la mano derecha de Balcedo, Mauricio Yebra, también detenido.

A la par del operativo en Buenos Aires, Interpor junto con la Policía Nacional de Uruguay (PNU) se realizó el allanamiento en la mansión “El Gran Chaparral” en Piriápolis. Por orden de la fiscal Sabrina Flores, la policía local llegó hasta la vivienda con perros entrenados para olfatear el terreno y saber si el sindicalista enterró dinero durante todos estos años.

Dicho allanamiento en la vivienda se dio luego de que un ex empleado del sindicalista apresado hubiera confesado que realizó “cinco pozos de gran tamaño” en el lugar.

A comienzo de la semana, el juez Krepalk había allanado la concesionaria de autos “El Chaqueñito”, que sería del director del diario Hoy. En el local había una moto de agua y una flota de 21 autos (varios de alta gama), de los cuales dos tenían una prohibición para circular.

Se trata de un hombre apodado el “José López” jujeño, que es el cuñado de Fiad, otro de los implicados en la causa por lavado de dinero de la Tupac Amarú.

Tras el megaoperativo de allanamientos en Jujuy por la causa que investiga presunto lavado de dinero de la líder de la Tupac Amarú, Milagro Sala, detuvieron a un hombre que salía de la casa de uno de los sospechos con bolsas llenas de dinero y joyas que no pudo justificar. Ahora, quedó imputado por el delito de encubrimiento de lavado de activos.

Se trata de Diego Matus, un contador y docente que fue apodado por medios locales como el “José López” jujeño por ser apresado ayer cuando salía de la vivienda del empresario Guillermo Fiad, su cuñado, donde se realizaba uno de los 21 allanamientos ordenados por el juez Isidoro Cruz. El magistrado investiga si hubo lavado de activos tras las maniobras por el desvío de 1.300 millones de pesos que debían destinarse a la construcción de viviendas en Jujuy.

El operativo fue llevado a cabo por la Brigada de Investigaciones de Jujuy que pudo secuestrar cuatro camiones, cinco semirremolques, tres cuatriciclos, tres motos, tres autos de alta gama y cuatro camionetas. Además, se incluyó el rastrillaje con máquinas excavadoras para encontrar dinero enterrado.

Según se busca averiguar en esta etapa de la causa, las medidas apuntan a determinar si los fondos públicos extraídos del circuito legal mediante las cooperativas de Milagro Sala eran luego “blanqueados” a través de la compra de bienes, vehículos e inmuebles. Aquí es donde aparece la figura de Fiad, quien es accionista mayoritario de “Cítricola del Norte” y otras empresas que le habrían prestado servicios a la organización barrial Tupac Amarú para simular una facturación.

Fiad quedó implicado tras una sospecha de la AFIP, que observó un aumento repentido e inusual del patrimonio de la empresa bajo su tutela. Los allanamientos de ayer, los impulsó el fiscal de investigación, Diego Cussel, durante los últimos días hábiles de diciembre antes de que comenzara la feria judicial.

La Justicia incautó 22 autos de imputados cercanos a la dirigente social durante una serie de allanamientos en distintas localidades de Jujuy.


Al menos 22 vehículos y una serie de documentos fueron incautados por la justicia jujeña durante una serie de allanamientos realizados en propiedades de Milagro Sala, algunos allegados y familiares de la líder de Tupac Amaru.

En los 21 allanamientos realizados por la Brigada de Investigaciones de Jujuy, se secuestraron cuatro camiones, cinco semirremolques, tres cuatriciclos, tres motos, tres autos de alta gama y cuatro camionetas.

Como parte de los procedimientos ordenados por el fiscal de la causa por lavado de dinero, Darío Osinaga, se realizaron excavaciones en las cercanías del inmueble de la localidad de El Carmen donde Sala cumple prisión domiciliaria desde el mes pasado.

En la causa están imputados Sala, su pareja, Raúl Noro; Guillermo Fiad, Gladis Díaz, Mirta Guerrero (conocida como Shakira), Marcos Quispe y Tito Fredy. Osinaga pidió, además, que se congelen las 61 cuentas registradas de los imputados.

Desde la Tupac Amaru criticaron el accionar judicial y consideraron que «esta causa se inicie en plena feria judicial demuestra que el Poder Judicial de Jujuy sigue al servicio del gobierno provincial como instrumento de persecución política».